Por esto no hay que creer en los crowdfunding: este es el dock del Switch que resultó un fracaso

Los backers exigen (y con razón) que les devuelvan su dinero.

La campañas para recaudar fondos en internet son bastante particulares. Básicamente, rara vez son lo que prometen. Para la muestra tenemos a Mighty No. 9, el supuesto sucesor espiritual de Mega Man. El juego salió al mercado pero no fue ni de cerca lo que esperábamos y eso que el que lideraba la campaña no era otro que Keiji Inafune, el padre original del robot humanoide.

El siguiente proyecto fracasado en el mundo de los videojuegos es un dock para Nintendo Switch. La empresa SFANS fue la primera en iniciar la campaña de hacer un dock que estuviera a la altura, pero el resultado no pudo ser peor.

La realidad es que el proyecto sufrió varios problemas y demandas de uso indebido de componentes. Esto los llevó a rediseñar el dock y retrasar su lanzamiento mientras otros competidores se les adelantaron. No teniendo suficiente con eso, el dock resultó ser bastante mediocre: sus componentes son de una calidad lamentable y en la mayoría de los casos ni siquiera funciona.

Los backers no han tardado no en pegar el grito en el cielo, mientras SFANS sigue guardando silencio. No se sabe si la compañía va a devolver los 60-90 dólares que pagaron los backers por recibir tan horrible y poco funcional dispositivo.

Fuente: Nintendo Life