El reboot de Tomb Raider ha vendido 11 millones de unidades, pero para Square Enix esto no es suficiente

El presidente de la compañía dijo que fijaron expectativas muy altas.

El reinicio de las aventuras de Lara Croft de la mano de Crystal Dynamics dejó feliz a todo el mundo… menos a su publisher. No es que Square Enix esté menospreciando los números de Tomb Raider, la realidad es que la compañía se equivocó al momento de proyectar las ventas del juego.

En una entrevista concedida a GamesIndustry, Yosuke Matsuda, máximo responsable de Square Enix, dijo que establecieron metas de ventas muy altas con el juego de 2013, algo que necesariamente afectó el análisis de los números tiempo después de su lanzamiento.

"El año fiscal anterior al que me convertí en presidente (2013) nuestras cifras de ingresos no fueron tan buenas como deseábamos. Fue justo antes del final de ese año fiscal, en marzo, cuando salió Tomb Raider, así que tuvimos las expectativas muy altas con él. Mirando al pasado, creo que el objetivo que nos propusimos era extremadamente alto", dijo.

El caso de Rise of the Tomb Raider es menos alentador. Según el directivo, se han distribuido 7 millones de unidades. La distribución no necesariamente hace referencia a volúmen de venta sino a la cantidad de piezas que han llegado a las tiendas.

Sin embargo Matsuda considera a Tomb Raider una franquicia clave para el mercado de occidente, algo que no ha cambiado pese a los números. Por el momento no se conocen planes exactos con la franquicia, aunque por varios meses ha venido sonando una posible tercera parte de la historia que llevaría por nombre Shadow of the Tomb Raider.

Fuente: GamesIndustry